Muelas del juicio: ¿qué es lo que necesito saber?

Muelas del juicio: ¿qué es lo que necesito saber?

Es una de las consultas más habitual en los servicios cirugía oral y Maxilofacial, y su extracción constituye el procedimiento más frecuentemente realizado.

Como dice un buen amigo antropólogo, los cordales son uno de los pocos defectos de fabricación que ha hecho la madre naturaleza, ya que generamos un diente que presenta problemas de espacio de la cual vienen muchas complicaciones.

 ¿Qué son las muelas del juicio?

Las muelas del juicio, también llamadas cordales o terceros molares son las últimas piezas dentales (molares) en aparecer.

¿Dónde se encuentran?

Se ubican en la zona posterior de cada arco dentario (maxilar inferior y superior)

¿Cuándo suelen salir las muelas del juicio?

Entre los 16 y los 22 años de edad. También pueden no salir nunca, en edades más tempranas o bien mucho más adelante. En ocasiones sólo erupcionan algunas de ellas y no las 4.

¿Cuál el origen de su nombre?

Su nombre se debe a que su aparición se produce al alcanzar la edad adulta o de mayoría de edad (dependiendo el país), entre los 18 y los 22 años de edad.

¿Qué ocurre si no salen las muelas del juicio?

Es recomendable acudir a partir de los 18 años, a su odontólogo de Maxilonet para llevar a cabo una evaluación, y así informarnos sobre su aparición, cómo es su desarrollo y si será o no necesario extraerlas.

¿Cuándo se debe extraer una muela del juicio / cordal?

Se extraen mediante una intervención quirúrgica, cuando su crecimiento es anómalo, cuando no se dispone de espacio para su correcto desarrollo, cuando se produce un apiñanamiento o bien quedan retenidas dentro del hueso o bien impactan contra otros molares, o provocan molestias en la Articulación Temporo Mandibular.

Síntomas y molestias habituales

Si existe suficiente espacio, las molestias son mínimas, básicamente, dolor e inflamación en las encías, al final de la boca.

Síntomas y molestias si existen problemas durante su crecimiento

Cuando no disponemos de espacio para albergar a los nuevos molares o bien éstos están creciendo torcidos (impactados), las molestias pueden ser más graves como:

  • Fiebre
  • Dolor severo en la zona en la que crece el molar
  • Dolor al tragar
  • Dolor de cabeza
  • Inflamación y/o enrojecimiento de la mejilla

En el caso de padecer alguno de estos síntomas,  debe acudir inmediatamente a nuestra consulta, donde llevaremos a cabo un exhaustivo diagnóstico para descartar infecciones en esta área o en el hueso.

Síntomas y molestias si existe una infección en la muela del juicio

  • Dolor intenso
  • Mucha inflamación
  • Mal aliento
  • Aparición de pus en la zona

Dr. Javier Mareque Bueno

Cirujano Oral y Maxilofacial

Director Maxilonet

Especialista en Cirugía Maxilofacial e implantología



Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario. Al continuar navegando aceptas su uso. Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies
istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort
istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort
istanbul escortsistanbul escortsistanbul escortsistanbul escortsistanbul escorts
istanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escortistanbul escort